Síguenos en:

HÉROES Y MARINOS NOTABLES

Contralmirante  GAREZON Thomas, Pedro

Contralmirante

GAREZON Thomas
Pedro

Nació en Lima el 27 de febrero de 1851. Fueron sus padres Pedro Celestino Gárezon y María Thomas.

Inició sus estudios en el Colegio Naval Militar bajo la dirección del Capitán de Navío Pedro Panizo, de donde egresó como Guardiamarina el 30 de marzo de 1867. Fue Alférez de Fragata efectivo en abril del año siguiente; inició sus servicios a bordo cuando se le destinó a la fragata de guerra “Apurímac”, luego pasó a la dotación del vapor “Tumbes” y de éste a la “Independencia”; también sirvió en la corbeta “Unión” cuando este buque salió en comisión a Londres. En el transporte “Marañón” fue profesor de la Escuela Naval desde agosto de 1873 hasta marzo de 1874, cuando pasó como Teniente Segundo al “Huáscar” por primera vez. La segunda sería el 31 de mayo de 1877, como Teniente Primero graduado, ambas veces por corto tiempo.

Se encontraba en la fragata blindada “Independencia” comandada por Juan Guillermo More, desde el 12 de febrero de 1879, hasta la desgracia de Punta Gruesa, cuando pasó al “Huáscar” por tercera vez, hasta Angamos. 

En el legendario combate, muertos Grau y Ferré, Aguirre y Rodríguez, y heridos el Teniente Palacios y el secretario Carvajal, debió asumir accidentalmente el mando del “Huáscar”. Con la convicción del que se sabe perdido, aunque sin rendirse en absoluto, ordenó el hundimiento del glorioso monitor para evitar ser capturado por el invasor, para lo cual debían parar la marcha y abrir las válvulas. Sin embargo, los chilenos abordaron el buque de todos modos, evitando, revólver en mano, el cumplimiento de la orden. 

Gárezon correría la misma suerte de muchos de los sobrevivientes del combate. Pasó al “Blanco” como prisionero, luego al transporte “Coquimbo” rumbo a Valparaíso, permaneciendo en la localidad de San Bernardo hasta el 20 de diciembre del 79, cuando fue canjeado por los prisioneros de la “Esmeralda” y el “Rímac”. Se le dio la efectividad de Teniente Primero el 28 de octubre de dicho año, otorgándosele además una medalla de oro “por su asistencia a la infausta cuanta memorable lucha contra tan superiores fuerzas del enemigo”. En noviembre del mismo año ascendió a Capitán de Corbeta efectivo. De vuelta al Perú, continuó en el servicio, siendo nombrado en 1880 en el cargo de segundo comandante del transporte “Oroya” y después, en cargo similar, al monitor “Atahualpa”, que servía de batería flotante en el puerto del Callao.

Después de la batalla de Miraflores, recibió órdenes de hundir su nave para evitar que cayera en poder del enemigo. Luego pasó a prestar servicios como ayudante del presidente García Calderón y después como edecán de Lizardo Montero, quien asumió la presidencia del Perú desde Arequipa. Este le confirió el grado de Capitán de Fragata el 8 de octubre de 1883, cuando fue nombrado diputado por Lima en el congreso de ese año, también establecido en Arequipa. 

Concluida la guerra, se le nombró interventor fiscal de los almacenes de Chucuito, de donde pasó a ser cónsul general de la república en Panamá desde 3 de febrero de 1885, hasta que se trasladó al puerto de Burdeos en Francia, por disposición del gobierno en 8 de julio de 1886.

En 1890 fue nombrado perito dirimente para la valorización y adquisición de los vapores que navegarían por el lago Titicaca. Ese año, en junio, viajó a Chile a bordo de la cañonera “Lima” como miembro de la comisión presidida por el Capitán de Navío Melitón Carvajal, para traer de regreso al seno patrio los restos del Contralmirante Grau. El 24 de julio de 1894 se le otorgó a él el grado de Capitán de Navío. Posteriormente fue nombrado para desempeñar el cargo de Cónsul del Perú en Génova, Italia. Durante el primer gobierno de Augusto Bernardino Leguía, fue nombrado Prefecto de Lima. El 21 de febrero de 1911 fue ascendido a Contralmirante, y dos años después, fue enviado a Europa residiendo posteriormente muchos años en Valencia, España. Falleció en Lima el 27 de mayo de 1927.