Sobre Nosotros > Fuerzas Operativas > Infanteria de Marina > Comandancia

Comandancia de Fuerzas de Infanteria

Después de la declaración de la independencia nacional y fundación de la Marina de Guerra, el 23 de octubre de 1821. Jorge Martín Guise, Comandante General de la Marina, solicitó una dotación de guarnición constituida por 38 efectivos, los que fueron destinados a los bergantines Balcarce y Belgrano y el 6 de noviembre del mismo año, solicitó al Ministro de Guerra y Marina la formación del Batallón de Marina.

El 2 de junio de 1823, el Batallón de Marina cuyos efectivos había incrementado hasta dos batallones, conformando la Brigada de Marina, participó en el ataque y ocupación de Arica, por entonces en poder español; al respecto, Guise informó que se había llevado a cabo la acción con señalado éxito al tomarse la ciudad, ayudado del corto número de soldados y tripulación de mi fragata, tremolando nuevamente la bandera de mi patria.

La Brigada de Marina tuvo protagonismo durante la guerra de la Confederación Perú-Boliviana y Chile, en la incursión sobre Talcahuano el 23 de noviembre de 1837.

El año 1847 el Presidente Ramón Castilla en su programa de reorganización de la Armada, dispuso seis compañías para Infantería de Marina. Ese mismo año, en el esfuerzo de integrar la amazonía, se envió efectivos del Batallón con el fin de establecer el fuerte San Ramón en Chanchamayo. Siete años después se incrementó el número de hombres de Infantería de Marina en esta misión, posteriormente se creó la columna de Marina de Loreto sobre la base del Batallón de Marina. La década del 70 es de desarrollo y a menudo hay cierta distorsión en la organización, lo que encuentra el año 1872 con motivo de la revolución de los hermanos Gutiérrez, unidades de Infantería de Marina refundidas en el Batallón “Pichincha”.

Al iniciarse la Guerra del Guano y del Salitre, el Batallón Lima Nº 8 es el más cercano representante de la Infantería de Marina; en tanto que la columna Constitución a cargo del capitán de fragata José Sánchez Lagomarsino, es destinada al servicio de las fortificaciones de Arica y buques de la Escuadra.

Luego del accidente de la fragata Independencia, el 21 de mayo de 1879, el capitán de navío Juan Guillermo More y gran parte de la dotación cubrieron puestos en el puerto de Arica integrando la defensa de costa e inmolándose después el 7 de junio de 1880 en la batalla de Arica.

El 10 de enero de 1880 se creó el Batallón Guarnición de Marina en directa dependencia del Comandante General de la Marina con un efectivo de 600 hombres. El capitán de navío Juan Manuel Fanning fue primer Jefe y con él fueron nombrados 37 oficiales de Marina y Ejército para cubrir todos los cargos del Estado Mayor y de las seis compañías que tenía. Entre ellos figuraban los capitanes Mariano Bustamante y Manuel Arellano, así como el cirujando Felipe Rotalde, los tres habían hecho la campaña naval a bordo del monitor Huáscar.

La Infantería de Marina participó en la Batalla de Miraflores el 15 de enero de 1881 con los batallones Guarnición de Marina integrada por 524 hombres a cargo de Juan Fanning y Guardia Chalaca de tres compañías al mando del capitán de fragata Carlos Arrieta. Ambos Jefes murieron en batalla y con ellos prácticamente el íntegro de su personal. La legendaria arenga de Fanning: ADELANTE MARINA, MARINA ADELANTE, es hoy lema de la Fuerza de Infantería de Marina.

El 15 de enero de 1881 Astete, luego del combate en la batalla de Miraflores se despide de su familia y emprende viaje a la sierra para unirse a las incipientes fuerzas de la resistencia con el general Andrés Avelino Cáceres. Las batallas de Pucará, Marcavalle y Concepción culminarían con la de Huamachuco el 10 de julio de 1883 donde muere a caballo al frente de sus tropas.

El 2 de febrero de 1919 marca la fecha de resurgimiento, al crearse el Batallón de Marina con dos compañías de fusileros, una sección de ametralladoras y una sección de servicios. El mando le fue otorgado al capitán de corbeta Héctor Mercado, quien sería reemplazado en noviembre de 1920 por el capitán de fragata Moisés Pino Basurco.

La protección del puerto petrolero de Talara, con apoyo de los Estados Unidos de América, constituía un sistema defensivo del continente con el Canal de Panamá; en tal circunstancia en 1942 nació el Servicio Naval de Defensa de Costas que se denominaría después Defensa Naval de Costa de Talara.

El 9 de junio de 1943, el Presidente de la República Manuel Prado y el Ministro de Marina contralmirante Federico Díaz Dulanto, decretaron la creación de la Fuerza de Comandos Navales, la misma que a partir del 3 de abril de 1946 por Decreto Supremo N° 11 se denominó Infantería de Marina, parte integrante de la Fuerza Naval de Defensa de Costa.

En 1952 la incorporación de la primera nave de desembarco a nuestra flota, el BAP Chimbote, significó un hito trascendente para las actividades de la Infantería de Marina; se transfirió al Ejército una Batería del Grupo de Artillería Móvil a cambio de armamento ligero para organizar un batallón de Infantería de Marina, y un nuevo buque de desembarco, el BAP Paita que arribó al Callao el 22 de abril de 1959, robusteciendo la organización al crearse en 1960 el Batallón de Infantería de Marina, denominado Guarnición de Marina, integrante de la Fuerza Naval de Defensa de Costas.

La sucesiva incorporación de los buques de desembarco BAP Lomas y Atico a los que se integró después el transporte de ataque Independencia, marca un nuevo hito en la Infantería de Marina al facilitar el entrenamiento de su personal en operaciones anfibias. El 8 de octubre de 1971 se inauguró la Estación Naval de Ancón y un año después, la Compañía de Comandos Anfibios cuya logística se incrementó con el Batallón de Vehículos Anfibios. Por entonces, se establecieron destacamentos de Infantería de Marina en Tumbes, Iquitos y Mollendo.

La Fuerza de Infantería de Marina siempre ha demostrado su capacidad combativa cada vez que su presencia ha sido requerida. Tuvo destacada participación en la lucha contra el terrorismo, primero en la agreste geografía de Ayacucho desde 1985 hasta 1991, conformando la Fuerza de Tarea 90; luego trasladó su accionar a los departamentos de Ucayali, Huánuco y Loreto. Su alta capacidad como elemento disuasivo la puso en evidencia durante el conflicto con Ecuador en 1995 a través de sus elementos de la Compañía de Comandos Anfibios en el Alto Cenepa y en 1997, integraron con éxito el equipo de la Operación Chavín de Huantar, cuya ejecución fue reconocida mundialmente como impecable al liberar el 22 de abril de ese año a los 72 rehenes de la residencia del embajador de Japón en Lima.

Los Infantes de Marina son especialistas en operaciones anfibias, de comando, aeromóviles y contraterroristas, así como también en operaciones de acción humanitaria, caracterizándose por su alta capacidad operativa en todo tipo de terreno, ejecutadas con gran espíritu y destreza, como resultado del entrenamiento básico recibido y el especial conocimiento en artillería de campaña, ingeniería de combate y construcción, comando anfibio, comunicaciones y comando antiterrorista. Posteriormente, son asignados a las unidades que conforman la Brigada de Infantería de Marina y el grupo de apoyo anfibio, el agrupamiento de comandos y los destacamentos navales.

La Fuerza de Infantería de Marina es parte de la Comandancia General de Operaciones del Pacífico, y está conformada por el Batallón de Infantería de Marina Nº 1, llamado Guarnición de Marina, que es la Unidad Operativa más antigua de la Infantería de Marina pues se remonta al año de 1880 cuando quedó restablecida; la Brigada Anfibia, que fue creada en 1979 y está conformada por el Batallón de Marina Nº 2, el Batallón de Comandos, el Agrupamiento de Apoyo de Combate y el Batallón de Vehículos Tácticos; el Batallón de Infantería de Marina Nº 2 es llamado Guardia Chalaca, creado en año 1985; el Agrupamiento de Apoyo de Combate -encargado de planear y ejecutar las operaciones de apoyo de fuegos y de ingeniería de combate- integrado por el Grupo de Apoyo de Fuegos y la Compañía de Ingeniería. Entre su armamento principal, cuentan con obuses de 122 mm, morteros de 120 mm y misiles tierra – aire. Por otro lado, este Agrupamiento está en capacidad no sólo de brindar su apoyo para incrementar la capacidad combativa de las unidades de maniobra, sino que ejecuta obras en apoyo de la comunidad y de Defensa Civil ante emergencias y desastres naturales.

Otra de las unidades de Infantería de Marina es el Batallón de Vehículos Tácticos. Creado en 1971, este Batallón cumple la importante función de transportar a los Infantes de Marina por mar y tierra durante el Desembarco Anfibio, siendo esta una de las operaciones militares más complejas y peligrosas de la guerra. Además de Transporte Anfibio, el Batallón cumple funciones de Reconocimiento y Apoyo de Fuegos a las Unidades de Combate de la Brigada Anfibia.

El Batallón de Comandos es otra de las unidades que conforman la Infantería de Marina y destaca por la especialización de sus integrantes. Este batallón fue creado en 1971 sobre la base de la Compañía de Reconocimiento Anfibio y está encargada de realizar operaciones de comando, operaciones especiales, de reconocimiento y de proveer transporte acuático a las unidades de maniobra de la Brigada anfibia.

Las probadas muestras de profesionalismo ejecutadas por el personal Infantería de Marina, al culminar exitosamente las misiones encomendadas por la Institución, su predisposición para enfrentar los retos que ofrece el nuevo milenio, hacen de la Fuerza de Infantería de Marina un elemento disuasivo y de altísima flexibilidad. En suma, una fuerza de elevado profesionalismo, que halla en su lema: Acción y Valor, contundente frase que responde con hechos a cualquier requerimiento del enemigo.